Quantcast

Pablo Casado ofrece a Albert Rivera ser su ministro de Exteriores

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, sostuvo este miércoles que el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, sería un “excelente” ministro de Asuntos Exteriores de un futuro Gobierno en coalición, porque “llevaría mucho mejor la política contra las mentiras de México y contra la actuación de senadores franceses” que el socialista Josep Borrell.

Casado hizo estas consideraciones en un acto del partido en Melilla, refiriéndose a la petición que ha hecho el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, al Rey para que pida perdón por la conquista de ese país hace 500 años, y también en alusión a los senadores franceses que han denunciado “represión” contra los líderes del ‘procés’.

Tras la propuesta de Rivera de conformar un Gobierno de coalición tras el 28 de abril, Casado dio la bienvenida al discurso de Ciudadanos de “optimizar esfuerzos contra el socialismo, el comunismo y el independentismo”. “Llevo un mes diciendo que los partidos constitucionalistas deberíamos tener una estrategia conjunta”, recordó.

El problema, prosiguió Casado, es que Ciudadanos llega “tarde”, pues lanza esta idea una vez se han presentado las listas de cada formación de cara a las elecciones generales del 28 de abril. Así, valoró que esta proposición suena “a mera estrategia táctica” porque para hacer un intento real de optimizar esfuerzos contra Pedro Sánchez los dirigentes de Ciudadanos tendrían que haberlo verbalizado 24 horas antes.

Echó la vista atrás para señalar que Ciudadanos en 2015 dijo que no pactaría con Pedro Sánchez y después lo hizo; al igual que en 2016 esta formación vetó a Mariano Rajoy para cualquier pacto y luego se desdijo. “Agradezco mucho que empiecen a tener claro que la dispersión del voto del centro-derecha puede revalidar la mayoría de Sánchez, pero había que haberlo dicho antes”, insistió.

En cualquier caso, de cara al futuro, admitió que le parece “muy bien” un Gobierno de coalición entre formaciones de centro-derecha e incluso llegó a situar a Rivera, dentro de ese hipotético Ejecutivo, al frente del Ministerio de Asuntos Exteriores. “Llevaría mucho mejor la política contra las mentiras de México y contra la actuación de senadores franceses”, indicó.

A pesar de lamentar que no haya habido un acuerdo a priori, valoró que a partir del 28-A se puede “hacer algo tan eficaz” como lo ocurrido en la formación del Gobierno andaluz. Pero antes, avisó Casado, hay que ir a votar “y contar votos y ver cuántos escaños salen de esos votos”. “Antes de hablar de Gobierno de coalición vamos a ver cómo sacamos los máximos escaños para poder nombrar al presidente que haga la coalición”, sintetizó.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, lanzaba su propuesta de formar un gobierno de coalición para “echar a Pedro Sánchez y a los que quieren liquidar España” desde Galicia, donde apuntaba que es una emergencia nacional enviar a Sánchez y a sus socios separatistas a la oposición.

“Es legítimo que los españoles decidan si lo encabeza Ciudadanos o el PP. Pero esas son las únicas opciones y los únicos caminos. Creo que tenemos la legitimidad y la autoridad de intentar ganar. Es mejor que lo encabece un partido limpio, un partido liberal, moderno, europeísta y que ha plantado cara a los nacionalismos, por eso ganamos en Cataluña”, comentó.

Comentarios de Facebook