Compartir

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, valoró este viernes que la legislatura a nivel nacional “ha acabado de ser herida de muerte” con el resultado que ha cosechado el PSOE en las elecciones de Andalucía del 2 de diciembre.

El líder de los populares hizo estas consideraciones en Teruel, donde apoyó al presidente del PP aragonés, Luis María Beamonte, en su presentación como candidato a la Presidencia del Gobierno de Aragón.

Casado sostuvo que el PSOE está “noqueado” tras el batacazo electoral en Andalucía y que ello supone que la legislatura “ha acabado de ser herida de muerte”. Además, aprovechó para afear al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, sus dependencias “cada vez más sonrojantes” con batasunos e independentistas.

En este contexto, exigió a Sánchez que “deje de entretenernos con los Presupuestos Generales del Estado” de 2019. Es más consideró que su anuncio de presentar finalmente en enero el proyecto presupuestario es consecuencia de que le ha ido “mal” en Andalucía.

Llegó a considerar que este anuncio es “otro conejo” que se saca “de la chistera” con tal de intentar ganar un par de meses más en el Palacio de La Moncloa. En este sentido, advirtió al jefe del Ejecutivo que no puede alagar su estancia en el poder si eso implica someter a España un “descrédito internacional”.

Reclamó a Sánchez “que deje de jugar con las instituciones en beneficio de su partido” y que “no nos haga comulgar con ruedas de molino”. “El PP no va a ser cómplice de la destrucción de la recuperación económica”, remató.