Compartir

José Antonio Urruticoetxea, alias Josu Ternera, de 69 años de edad, ha sido arrestado este jueves en la localidad de Sallanches, en los Alpes franceses, en el marco de la Operación ‘Infancia robada’, desarrollada conjuntamente por la Guardia Civil y la Direction Générale de la Sécurité Intérieure (DGSI) francesa.

Ternera, histórico dirigente de la banda terrorista ETA, se encontraba huido de la justicia desde hace 17 años. El terrorista, según informa el Ministerio de Interior, residía cerca de la localidad de Saint Gervais les Bains, en una zona muy concurrida para la práctica de deportes de invierno. La localidad se encuentra a escasa distancia de las fronteras entre Francia, Suiza e Italia.

La búsqueda de Josu Ternera se remonta a su paso a la clandestinidad en noviembre de 2002, cuando era parlamentario por Euskal Herritarrok, tras haber sido citado a declarar por el Tribunal Supremo por ordenar el atentado contra la Casa Cuartel de Zaragoza en el que fueron asesinados 11 personas, seis de ellas menores de edad.

“Los esfuerzos desarrollados han sido una labor permanente que se intensificó a raíz de su participación en el último comunicado de ETA el día 3 de mayo de 2018. Han sido muchas las pistas seguidas para la localización del terrorista hasta su localización en los Alpes franceses”, precisó Interior.

El Ministerio de Interior destacó que “la operación conjunta entre la Guardia Civil y la D.G.S.I. francesa representa la muestra del compromiso en la lucha contra el terrorismo y en el resarcimiento a todas sus víctimas”.

Asimismo, recordó que “los esfuerzos desarrollados por la Guardia Civil para la localización y detención de Josu Ternera se mantienen en la búsqueda de otros terroristas huidos de la acción de la justicia, para lo cual se mantiene contactos con decenas de cuerpos policiales y servicios de inteligencia de terceros países” y que la operación en la que ha sido detenido Josu Ternera, continúa abierta.

Salvo sorpresa Ternera deberá ingresar en una cárcel francesa porque tiene una pena pendiente con la justicia gala. La Fiscalía de la Audiencia Nacional está estudiando las casusas que tiene pendientes con la justicia española. Una vez recopilada esa información, se emitirá una petición de entrega a las autoridades galas.

Él también fue quien leyó el comunicado del fin de la banda terrorista en 2018.

Cuatro juzgados de la Audiencia Nacional reclaman a Josu Ternera por lesa humanidad, asesinato y atentado contra una casa cuartel