Compartir

Según el balance de la DGT, seis de los accidentes fueron colisiones, dos salidas de la vía, un atropello y el otro siniestro fue declarado como “no especificado”.

De las personas fallecidas, tres eran motoristas, dos ciclistas y uno peatón. Respecto a los accidentes, ocho fueron en una vía convencional y dos en autopista o autovía.

En el acumulado anual hasta el 5 de agosto se llevan contabilizados 695 fallecidos, frente a los 1.198 de 2017, 1.161 de 2016 y 1.131 de 2015.