Compartir

Aviación Civil Internacional ha elaborado un estudio en el que se recogen todos los accidentes de aviones que se han producido desde 2008, 1.069 en total, e incluye aquellos que han sido provocados deliberadamente, por actos terroristas o suicidios, por ejemplo. 

La investigación concluye que es durante el aterrizaje el momento en el que se producen el mayor número de siniestros con un 32.3%.

La fase de vuelo con más fallecidos es en ruta, fase comprendida entre el ascenso y la aproximación. Es en esta fase es donde se produjo el siniestro del avión de Air France en 2009 (229 muertos), el de Malaysian Airlines en 2014 (298 muertos) o el de Metrojet en Egipto en 2015 (224 muertos).