Compartir

El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó este martes el real decreto sobre actualización, adecuación y modernización del sistema de Seguridad Social, en materia de pensión de viudedad, norma que entra en vigor mañana, miércoles.

Este real decreto, aprobado el pasado viernes en Consejo de Ministros, actualiza la base reguladora de las pensiones de viudedad, incrementándose del 52% al 56% este año y hasta el 60% el próximo, con lo que aumentará la cuantía de estas pensiones en un 7,7% a partir de agosto de 2018 y en un 7,1% desde 2019.

El objetivo de esta norma es actualizar la base reguladora para el cálculo de estas pensiones al 56% este año y al 60% a partir del 1 de enero de 2019, con lo que habrá subido en ocho puntos porcentuales.

Con este incremento de la base reguladora se desarrolla la disposición adicional trigésima de la Ley 27/2011 sobre actualización, adecuación y modernización del sistema de Seguridad Social, en materia de pensión de viudedad.

465.000 BENEFICIARIOS

Según el Gobierno de Pedro Sánchez, de este cambio se beneficiarán hasta 465.000 personas viudas, en su mayor parte mujeres con menos recursos, y supondrá una subida de estas pensiones del 7,7% a partir del 1 de agosto de este año, y del 7,1% a partir del 1 de enero de 2019.

Los requisitos para percibir esta pensión son tener cumplidos los 65 años, no percibir otra pensión pública y no percibir ingresos por la realización de trabajos ni rendimientos de capital de actividades económicas o de ganancias patrimoniales por encima del límite establecido en los Presupuestos Generales del Estado (7.347,99 euros anuales para 2018).

Para la Seguridad Social la aplicación de la base reguladora del 56% supone un aumento del gasto estimado de 301,31 millones de euros desde el 1 de agosto al 31 de diciembre de 2018. A partir de 2019, cuando culmine la subida hasta el 60%, el aumento del gasto anual para el sistema de la Seguridad Social será de 1.381,73 millones anuales.