Compartir

CUPRA siempre ha sido la máxima expresión de deportividad de SEAT, pero ahora, se convierte en una marca de coches totalmente española e independiente, aunque dentro del grupo SEAT, para cautivar a los entusiastas del mundo del automóvil y, a su vez, a todos aquellos que buscan una marca con personalidad propia, que abandera un estilo de vida basado en la originalidad, sofisticación, pasión y deportividad, que busca ofrecer a sus usuarios algo más que coches prestacionales. Está dirigida a personas que desean coches deportivos y personales para seguir su propio camino, que buscan la diferenciación, la individualización y la sofisticación y, CUPRA aspira a ocupar una posición que, por ahora, no cubren otras marcas en el mercado, entre las generalistas y las marcas premium o de lujo. 

Los dos primeros modelos que van a llegar al público, son el CUPRA Ateca y el e-Racer, un modelo de calle y uno de competición, respectivamente. Ambos comparten la filosofía que la nueva marca quiere imprimir en sus creaciones. Por un lado, el Ateca es un SUV compacto, que tendrá un gran éxito, gracias a su excepcional diseño, comportamiento y versatilidad y, que ha sido el elegido por CUPRA para iniciar su gama de modelos, dotándole de un diseño exclusivo, un motor de gasolina de 300 CV de potencia, caja de cambios automática DSG-7, tracción integral 4Drive y, un chasis mejorado, que hacen que sea el SUV compacto más ligero y dinámico del mercado, un producto único de altas prestaciones y sofisticado, a un precio sin rival: por 44.790 € en el mercado español.

Por el otro lado, CUPRA presentó su primer modelo de competición, el CUPRA TCR, que ya está cosechando grandes éxitos en los campeonatos TCR continentales, europeos y regionales (CER, en España), el Campeonato Mundial de Turismos (WTCR), y otras copas como el ETCC y las pruebas de resistencia, pero también, presenta su proyecto más ambicioso: el CUPRA e-Racer, el primer turismo de competición 100 % eléctrico del mundo, que participará en las futuras Series e-TCR de turismos eléctricos. Este impresionante vehículo de competición ofrece una potencia de 300 kw (408 CV), y alcanza un techo de potencia de hasta 500 kw (680 CV).

CUPRA estará presente en todos los países europeos, además de España y desarrollará modelos de altas prestaciones conjuntamente con SEAT, con el firme propósito de crecer de forma independiente. Tiene como objetivo ofrecer modelos acordes a sus valores y atractivos para su consolidación como marca independiente. Su logotipo lo conforman dos 'ces' entrecruzadas, que tratan de transmitir los valores de CUPRA: sofisticación, originalidad y alto rendimiento. Una de las 'ces' se inspira en la actitud de las civilizaciones tribales, mientras que la otra representa estilo, deportividad y la belleza de la simetría.