Compartir

La empresa surcoreana de Tecnología, Samsung, ha reconocido un fallo en el sistema operativo de algunos modelos de sus teléfonos móviles, tras descubrir que los dispositivos envían las fotos almacenadas en la memoria del teléfono de manera aleatoria a la lista de contactos del terminal.

El 'bug', relacionado con la aplicación Samsung Messages, ha sido detectado en sus modelos Samsung Galaxy Note 8 y el Galaxy S9, y fue denunciado por varios usuarios en el foro 'Reddit', alegando que sufrían un “problema extraño”. 

Es un fallo muy grave ya que de forma involuntaria se puede compartir información sensible de terceros. La recomendación, no oficial,  es denegar el acceso de Samsung Messages a la memoria de almacenamiento del teléfono.