Compartir

Un bebé de pocos meses tuvo que ser atendido este lunes por sanitarios de Emergencias Madrid tras ser atacado por un perro de una raza potencialmente peligrosa. 

Los hechos ocurrieron en el distrito de Moncloa cuando el can, de la raza american stanford y sin contar con bozal y correa, se abalanzó sobre el menor causándole una herida abierta en el espalda. A su llegada al Hospital de La Paz de Madrid, el bebé fue curado de las heridas leves que presentaba. 

La Policía Municipal procedió a denunciar al dueño del perro por llevarlo suelto y sin las medidas de seguridad necesarias. Además tampoco presentó el último recibo del seguro que este tipo de perros necesita.