Compartir

La Sala II de lo Penal del Tribunal Supremo ha inadmitido a trámite la querella por prevaricación presentada por el presidente de la Generalitat, Quim Torra, contra el expresidente del Gobierno Mariano Rajoy y la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, por no haber autorizado la publicación en el Diario Oficial de la Generalitat del Decreto, de 19 de mayo de 2018, de nombramiento del vicepresidente y los consejeros del Gobierno catalán. El Supremo archiva la querella por no ser los hechos constitutivos de delito alguno.

“Los hechos descritos en la querella no sustentan la comisión de ilícito penal alguno -señala el auto de archivo-. Particularmente las actuaciones que en ella se narran y que se imputan a aquellos (los dos aforados) no permiten inferir, siquiera indiciariamente, la comisión por parte de las personas contra las que se dirige esta querella un delito de prevaricación administrativa por omisión”.

El auto recoge la posición de la Fiscalía, que reclamó el archivo de la querella alegando que las facultades conferidas en virtud del artículo 155 de la Constitución al Gobierno de la nación “implican otorgarle la realización de un juicio de valor acerca de si la resolución de la Generalitat que se analiza es contraria a dicho ordenamiento, y si ello así se considera, puede y debe oponerse a la publicación de dicha resolución”. Igualmente la Fiscalía descartó que pueda considerarse injusto o arbitrario la denegación de publicar el decreto de nombramiento de personas que se hallan en situación de prisión provisional o huidos de la justicia.