Compartir

El expresidente del Gobierno Felipe González dejó este lunes en manos del actual jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, “valorar” el momento para convocar elecciones generales.

Lo dijo al llegar a la UNED, a un acto en memoria de Manuel Marín, al ser preguntado por si mantiene la opinión que expresó antes de que se votara la moción de censura que hizo presidente del Gobierno a Sánchez. El día que comenzaba ese debate, González dijo que lo más “razonable” es que hubiera unas elecciones generales.

Preguntado sobre si mantiene esa opinión, se limitó a subrayar que el presidente del Gobierno tiene “el poder” de disolver las Cortes Generales y convocar elecciones generales y, por tanto, “está en su mano valorar” esa posibilidad.

Preguntado por las declaraciones del ministro de Asuntos Exteriores y para la Unión Europea, José Borrell, alertando de que Cataluña está al borde de un enfrentamiento civil, González expuso su opinión de que hay “una fractura social” y esa es “una de las cosas que hay que resolver”.