Compartir

El buque 'Aquarius' puede poner ya rumbo hacia el puerto de Valencia, donde llegará con 229 personas a bordo, tras las instrucciones que acaba de comunicarle el Centro de Coordinación de Salvamento Marítimo de Roma.

Así lo ha anunciado en la red social Twitter Médicos Sin Fronteras (MSF), una de las dos ONG que opera el barco. Los otros 400 migrantes rescatados inicialmente por el 'Aquarius' ya han sido instalados en dos embarcaciones de la Marina italiana, que se encargararán de su traslado a Valencia.

Desde MSF insisten en que “motivos políticos” han forzado a estas personas, “ya exhaustas”, a emprender un viaje más largo y cansado (de entre tres y cuatro días), ya que la ONG habría preferido desembarcar en algún puerto de Italia o Malta, mucho más próximos al lugar del rescate. Entre las 629 personas que el 'Aquarius' rescató en el mar había 123 menores no acompañados y siete mujeres embarazadas.

Ayer por la noche, las dos ONG rechazaron en un principio el ofrecimiento de España, alegando que para la tripulación sería un viaje inseguro dado que la embarcación supera su capacidad con 120 niños a bordo -de los cuales 23 no están acompañados-, siete mujeres embarazadas, 15 personas con quemaduras químicas graves y pacientes con hipotermia.

La ministra de defensa, Margarita Robles, ha ofrecido el apoyo de la Armada española para ayudar al Aquarius.