Compartir

La hamburguesa de McDonalds Big Mac es todo un icono de la cadena de comida rápida norteamericana y es sin duda la más demandada por todos los clientes. España es el sexto país del mundo y el quinto de Europa en el que hay que pagar más para consumir este tipo de hamburguesa.

Según The Economist, el Índice Big Mac fue creado en los años ochenta sobre la teoría de que el valor de cambio entre las diferentes monedas tiende a evolucionar hasta que se pueda adquirir con ellas un número similar de productos. En este caso, la teoría, que indica qué variaciones en el precio de un mismo producto indican desajustes en el valor entre las monedas, se aplica a una hamburguesa Big Mac.

Según los valores de 2018 de este índice, que no pretende ser de naturaleza científica sino aportar un dato orientativo, el marco suizo tendría en la actualidad un valor un 22% superior al dólar estadounidense. Y es que, al cambio, el precio de una hamburguesa en el país helvético es de 6,76 dólares por hamburguesa frente a las 5,28 de EE. UU.

Estos son los precios que hay que pagar por una hamburguesa Big Mac en cada país del mundo:

Información y gráfico elaborados por: Statista