Compartir

El presidente del Gobierno y del Partido Popular, Mariano Rajoy, minimizó este jueves las diferencias políticas entre Soraya Sáenz de Santamaría y María Dolores de Cospedal, al considerar que es “un tema muy pequeño” e “irrelevante” del que no se hablaría “si fueran dos señores” los que estuvieran al frente de la Vicepresidencia del Ejecutivo y de la Secretaría General del PP.

Rajoy hizo estas declaraciones en una entrevista a Antena 3 Televisión, al ser preguntado por la imagen de distanciamiento que Sáenz de Santamaría y Cospedal dieron en la Festividad del 2 de Mayo en la Comunidad de Madrid, la cual ha disparado los rumores sobre la mala relación que existe entre ambas desde hace años.

Como jefe de ambas en el Gobierno y en el PP, Rajoy aseguró que le parece “un tema muy pequeño y muy machista” porque considera que “si fueran dos señores” no se hablaría de ello. En cualquier caso, calificó el asunto de “irrelevante” y defendió a ambas porque son “dos personas que trabajan intendamente y con una gran capacidad”.

Rajoy recordó que Sáenz de Santamaría ha sido la vicepresidenta de su Gobierno “desde el primer momento” en que llegó a La Moncloa en diciembre de 2011 y Cospedal es la secretaria general del PP desde 2008 y además es desde 2016 la ministra de Defensa, que definió como “una cartera difícil y compleja”.

El jefe del Ejecutivo dijo sentirse “muy orgulloso y satisfecho” de la gestión de ambas y trató de zanjar los rumores sobre las diferencias internas dentro de su gabinete, puesto que “el Gobierno funciona muy bien”. “Mis problemas no vienen de ahí y es un tema al que no le doy la minima importancia”, apostilló.