Compartir

PNV y EH Bildu acudirán el viernes al 'Encuentro Internacional para Avanzar en la Resolución del Conflicto en el País Vasco' en Cambo les Bains (Francia) en el que se oficializará la disolución de la banda terrorista ETA.

Según informó el PNV, al acto asistirá el presidente del partido, Andoni Ortuzar, que estará acompañado por el responsable del Área de Organización del partido, Joseba Aurrekoetxea; el máximo responsable del Ipar Buru Batzar, Pako Arizmendi; y Joseba Egibar, por haber participado en procesos previos para la resolución del conflicto.

El PNV indicó que ha decidido asistir tras recibir la invitación y “una vez obtenidas plenas garantías de que el encuentro en ningún caso servirá para blanquear la negra historia de ETA, sino que se limitará a certificar su desaparición unilateral, efectiva y definitiva”.

Además, señaló que “en su condición de primera fuerza política del país, ha de asistir al acto en que se va a proceder al cierre de una de las páginas más dolorosas de la historia de Euskadi, y hacerlo con una simple vocación notarial”.

Por parte de EH Bildu, la delegación que acudirá estará compuesta por el coordinador general, Arnaldo Otegi; la portavoz del Parlamento de Vitoria, Maddalen Iriarte; el portavoz del Parlamento de Navarra, Adolfo Araiz, y la parlamentaria navarra Bakartxo Ruiz.

CCOO SE DESMARCA

Mientras, desde CCOO de Euskadi señalaron que no asistirán al acto “por la falta de información y por respeto a nuestra propia historia de confrontación contra el terrorismo de ETA”.

El sindicato puso de relieve que “nos encontramos sin duda ante un momento que podemos definir como histórico pero tardío, y queremos poner en valor la buena fe en algunas de las gestiones que se han realizado para llegar a la disolución de ETA”.

No obstante, indicó que CCOO de Euskadi “no cuenta con la información suficiente para avalar con nuestra presencia un acto como el de Cambo” y “no parece que la mejor manera de celebrar este encuentro sea bajo esos parámetros y más teniendo en cuenta que, en un contexto cercano temporalmente, desconocemos cuándo, ETA podría pronunciarse anunciando su disolución”.

El sindicato explicó que también “ha sufrido la violencia terrorista y haríamos un flaco favor a nuestra memoria colectiva si, con nuestra presencia, contribuimos a blanquear un final, que, al menos en sus formas, depende exclusivamente de ETA”.

Estas reacciones se sucedieron minutos después de que la banda terrorista haya comunicado por carta que “ha disuelto completamente todas sus estructuras y ha dado por terminada su iniciativa política”.

La organización criminal da cuenta de la decisión tomada y asegura que se produce “como consecuencia del cambio estratégico de toda la izquierda abertzale”. “ETA ha llevado a término el proceso iniciado en 2010, con la intención de abrir un nuevo ciclo político” en Euskadi, añade.