Compartir

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, insistió este miércoles en demandar a Ciudadanos que apoye la investidura del portavoz socialista Ángel Gabilondo como presidente de la Comunidad de Madrid tras la dimisión de Cristina Cifuentes.

Sánchez, que se dirigió al partido que lidera Albert Rivera como el “principal aliado” de los populares, acudió a los actos conmemorativos del Dos de Mayo -fiesta de la Comunidad de Madrid- para apoyar el proyecto socialista que encabeza Gabilondo.

En declaraciones a los periodistas en el patio de Real Casa de Correos, pidió a Ciudadanos que “se abstenga para que no bloquee la necesaria regeneración que necesita Madrid”, porque “son cuatro los ex presidentes del Partido Popular que, de una u otra manera, están siendo investigado por la Justicia”.

De esta manera, Sánchez insistió en que “no es un problema de nombres, sino de un partido que sufre una corrupción sistémica”, por lo que no entiende cómo Ciudadanos respalda a un partido del que dice que está “podrido y en descomposición”.

El socialista, después de comentar que el portavoz de C's en la Asamblea, Ignacio Aguado, tampoco quiere hablar con Gabilondo como Rivera no hace con él, critica que “Ciudadanos está más en no desencantar a los votantes ya desencantados del PP” y “utiliza argumentos bastantes incoherentes” porque dice que el PP está “podrido” pero “continúa manteniéndolos al frente las instituciones”

El líder del PSOE asegura que “urge” la regeneración democrática e institucional” y que ésta debe empezar en el “kilómetro cero” de España, punto situado en la misma Puerta del Sol.

Sánchez reivindicó que esta es una “celebración que no me es ajena”, porque él ha nacido en Madrid, ha hecho política en la ciudad cuando fue concejal en la capital, y por la “situación de “emergencia institucional” ante los “casos ininterrumpidos de corrupción del Partido Popular”.