Compartir

La CUP ha decidido en una reunión celebrada a primera hora de esta tarde que se abstendrá en la votación para investir presidente de la Generalitat de Cataluña a Jordi Turull, por lo que los independentistas no sumarán los apoyos suficientes y la propuesta del presidente del Parlament, Roger Torrent, será rechazada.

Así lo decidió la formación anticapitalista tras la reunión de su Consejo Político Extraordinario, que acordó que los cuatro parlamentarios catalanes finalmente se abstendrán.

La CUP distribuyó un comunicado minutos antes de que empiece el Pleno de investidura, cuya hora de inicio está fijada a las cinco de esta tarde. “La propuesta de gobierno de Junts Per Catalunya y ERC no avanza en la construcción de medidas republicanas ni sociales que respondan a los derechos y a las necesidades de la clase trabajadora y del resto de clases populares“, indica el comunicado.