Compartir

La vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra, anunció este lunes que los seis miembros de la Ejecutiva federal, entre ellos el líder Pedro Sánchez, se subirán los sueldos este ejercicio un 0,25%, el mismo porcentaje del factor de sostenibilidad que el Gobierno quiere usar para revalorizar las pensiones.

Así lo trasladó en la rueda de prensa en la que calificó de “simbólica” la propuesta que hizo Sánchez en la clausura de la Escuela de 'Buen Gobierno' que los socialistas celebraron estos días en Madrid, en la pidió que la subida de sueldo de los diputados, ministros y senadores también se ligue al factor de sostenibilidad y que suba el 0,25%.

Afirmó que “si no puede crecer la pensión más que al 0,25% pues que tampoco crezca el de diputados y senadores” “Eso no va a resolver ningún problema, pero sería un gesto”.

Lastra dijo que la dirección del PSOE aplica esta medida para los seis miembros, entre ellos Sánchez, que cobran del partido porque carecen de sueldo por cargo público. Se trata de la presidenta, Cristina Narbona, y los ejecutivos Paco Salazar, Santos Cerdán, Alfonso Rodríguez-Gómez de Celis y Paco Polo.

En unos casos es gente que se ha venido a trabajar a Madrid, y lo que se ha hecho es ponerles el sueldo que tenían en sus territorios y en otros, “como se ha hecho toda la vida”, se han puesto los sueldos que hay en otros partidos.

La 'número dos' del PSOE reclamó a otros partidos que tengan la “misma transparencia” que tiene el PSOE y destacó que ellos no se han “inventado nada” respecto a los sueldos porque los han equiparado al que hay en otros partidos o según las cifras de los puestos en el Congreso.

Lastra comentó que hablar de los “sueldos siempre ha sido muy sabroso y algunos siempre lo disfrutan mucho”, y aclaró que Sánchez no se subió un 25% el sueldo sino que la Ejecutiva le puso uno al carecer de cargo público.

De esta manera quiso responder al tuit que circuló por las redes sociales de José Carlos Díez, militante del PSOE que trabajó con la Gestora del PSOE y apostó por la candidatura de Susana Díaz para la Secretaría General, que decía que “Sanchez se subió el sueldo 25% en 2018 y cobra casi el doble que un diputado y un presidente de CCAA y 10 veces el salario y pensión mínima”.

El secretario general del PSOE cobra del partido un sueldo de 4.134,23 euros netos al mes. Con 14 pagas, su salario bruto anual asciende a 102.273,22 euros, lo que supone un 28 por ciento más de lo que gana Mariano Rajoy como presidente del Gobierno.