Compartir

Diez provincias y Melilla están este viernes con avisos amarillos por nevadas de cinco a 18 centímetros de espesor, y mar combinada con olas de dos a cinco metros de altura, en una jornada con nubes y lluvias en el oeste peninsular, y tiempo relativamente estable en el resto del país.

La predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), recogida por Servimedia, indica que lo más significativo de este viernes son las precipitaciones localmente fuertes o persistentes en el oeste de Galicia, las nevadas en zonas altas del norte peninsular y los intervalos de viento fuerte en el litoral gallego y de Alborán.

Los avisos por fenómenos adversos se localizan en dos zonas muy definidas. En el noroeste peninsular hay alerta por nieve en Asturias (suroccidental), Pontevedra (interior), Lugo y Ourense (montaña), León (Cordillera Cantábrica) y Zamora (Sanabria), y mar combinada con olas de cuatro a cinco metros en Pontevedra, A Coruña, Lugo y Asturias.

Y en el sureste de la península, la Aemet ha activado avisos amarillos por nieve en Jaén (sierras de Cazorla y Segura) y por olas de hasta tres metros en el litoral de Almería, Granada y Melilla.

Este viernes se esperan precipitaciones en la vertiente atlántica de la península, el Cantábrico, el alto Ebro, los Pirineos, el área del Estrecho y Melilla. En el oeste de Galicia podrían ser localmente fuertes o persistentes, y en Andalucía occidental, débiles y menos probables.

El resto de la península tendrá intervalos nubosos, sin descartar lluvias débiles. El sol brillará en Baleares y en Canarias se esperan nubes o intervalos nubosos, sin descartar alguna lluvia débil y dispersa en las islas de más relieve.

La cota de nieve se situará entre 800 y 1.000 metros en el tercio noroeste peninsular y de 1.000 a 1.400 metros en el resto. Y las temperaturas descenderán ligeramente en casi todo el país.