Compartir

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado en Úbeda un punto negro de venta de sustancias estupefacientes; un “supermercado” donde los toxicómanos podían encontrar todo tipo de drogas. El domicilio era utilizado para elaboración, preparación y distribución de todo tipo de narcóticos. Se ha detenido a tres personas en el registro domiciliario realizado donde los agentes se incautaron de más de 139 gramos de marihuana seca preparada para su distribución, 22 gramos de hachís, más de nueve gramos de cocaína, así como 2'3 gramos de heroína, balanzas de precisión, diferentes utensilios para dosificar la sustancia estupefaciente, cartuchos del calibre 12 y más de 3.500 euros en metálico.

La colaboración ciudadana, clave del éxito policial

Los investigadores tuvieron conocimiento, a través de informaciones anónimas recibidas, sobre la posible existencia de un domicilio que estaba siendo utilizado por sus moradores para la elaboración, venta y distribución de droga. Por ello se elaboró un operativo tendente a la ubicación y neutralización de dicho punto negro de venta de estupefacientes, encontrando diferentes obstáculos, en especial por la zona donde podría estar ubicada ya que era fácil detectar la vigilancia policial. Durante días, los investigadores sometieron la zona a una discreta vigilancia comprobando las sucesivas entradas y salidas de los moradores del domicilio registrado, permitiendo identificar a tres personas.

Con la autorización judicial pertinente, se produjo el asalto del domicilio por parte de efectivos policiales de la Comisaría de Úbeda, siendo apoyados por agentes del GOEs y Guías Caninos, realizando el registro judicial de la vivienda donde se requisaron más de 139 gramos de marihuana seca preparada para su distribución, 22 gramos de hachís, más de nueve gramos de cocaína, así como 2'3 gramos de heroína, balanzas de precisión, diferentes utensilios para dosificar la sustancia estupefaciente, cartuchos del calibre 12 y más de 3.500 euros en metálico.