Compartir

La ministra de Cooperación de Reino Unido, Penny Mordaunt, ha lanzado la advertencia de que el Gobierno británico retirará todas las ayudas económicas a las organizaciones que se hayan visto envueltas en escándalos sexuales. El Gobierno británico se reunirá este lunes para decidir si esta medida se hace efectiva.

El informe interno de 2011 de la ONG habla de una cultura de impunidad por parte de los miembros de la ONG que se desplegó en Haití y se dice que “no se puede descartar que alguna de las prostitutas fuera menor de edad“, por lo que la reputación de Oxfam se ve aún más devastada.

Desde la ONG, su directora ejecutiva Winnie Byanyima, ha declarado estar “profundamente dolida” por el escándalo que envuelve a Oxfam. La directora, que asumió el cargo en 2013, ha remarcado que, desde que ella asumió la dirección, lo ocurrido en 2010 no podría haber vuelto a ocurrir.

Me siento profundamente dolida. Lo que sucedió en Haití fue que unos pocos hombres privilegiados abusaron de las mismas personas que se suponía que debían proteger, usando el poder que tenían de Oxfam para abusar de mujeres sin poder. Me rompe el corazón” fueron sus palabras en una entrevista para la agencia británica Reuters. También remarcó que para Oxfam es necesario restaurar y volver a edificar “la confianza, queremos construir esa confianza. Nos comprometemos a ser honestos, transparentes y responsables ante el problema de la conducta sexual inapropiada. Estamos en un lugar diferente hoy” concluyó.

La reputación de la organización se vio mortalmente dañada después de que fuera noticia la contratación de prostitutas menores de edad por parte de los dirigentes que Oxfam Internacional desplegados en Haití en el años 2010.