Compartir

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, cargó este miércoles contra el líder de Podemos, Pablo Iglesias, y calificó de “preocupante” su posición de “juez instructor, fiscal y tribunal sentenciador” en materia de corrupción.

El jefe del Ejecutivo se expresó en estos términos en la sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados a propósito de una pregunta de Iglesias sobre la trama 'Gürtel' y si le ha “sorprendido” que el ex secretario general del PP valenciano Ricardo Costa reconociera ante el juez que su partido se financió de manera ilegal.

Rajoy contestó a Iglesias refiriéndose a la escasez de propuestas de Unidos Podemos en materia de corrupción y calificó de “preocupante” que el secretario general de Podemos “se nombre a sí mismo juez instructor, fiscal y tribunal sentenciador” ante los casos de corrupción del resto de formaciones y, en especial, del PP. “Ha dejado usted muy corto al señor Torquemada, señor Iglesias”, sostuvo el presidente del Gobierno.

Acto seguido, Rajoy aprovechó para lanzar una advertencia a Iglesias al respecto: “Tiene usted una cierta confusión, y exagerar y sobreactuar no le va a sacar de la misma. Va a tener que aplicarse el cambiar un poco los criterios que utiliza habitualmente”.

También cargó contra la posición de Podemos sobre Cataluña y dijo a Iglesias que no le ha visto “muy claro” en el escenario catalán. “No ha sabido defender ni la unidad nacional, ni la soberanía nacional, ni el imperio de la ley”, dijo.

Iglesias recordó a Rajoy sus declaraciones en la Comunidad Valenciana cuando, a su entender, se posicionaba al lado de personas como Rita Barberá y Francisco Camps y “sus credenciales eran la corrupción”. “Todo su partido está acusado de corrupción y su nombre aparece en los papeles de Bárcenas”, denunció el líder de Podemos en la sesión de control, en la que acusó al presidente del Gobierno de no luchar contra la corrupción.

También se refirió a la propuesta que lanzó este martes el PP para que quienes sean condenados por rebelión y sedición no puedan ser indultados, como consta en las enmiendas presentadas anoche por el Grupo Parlamentario Popular en el Congreso de los Diputados a la proposición de ley del PSOE de reforma de la Ley de 18 de junio de 1870 de reglas para el ejercicio de la Gracia de Indulto.

“Ayer tuvieron la desvergüenza de proponer en varias enmiendas que algunos delitos no prescriban, pero no dijeron que no prescriban los delitos de corrupción. ¿Y sabe por qué? Porque si los delitos de corrupción no prescribieran algunos de ustedes, a lo mejor, acababan en la cárcel”, aseveró Iglesias.