Compartir

Responsables de Bankia y los sindicatos se reúnen este lunes para abordar el ERE que se llevará a cabo en el grupo financiero por la fusión con BMN y que tomará como punto de partida la cifra de 2.510 empleados afectados, pues el banco mantiene, por el momento, que éste es el ajuste necesario.

El pasado 11 de febrero se constituyó la mesa negociadora, en la que los sindicatos se reunirán con la dirección de Bankia todos los lunes y jueves durante las próximas semanas. El plazo para alcanzar un acuerdo acaba el 11 de febrero.

La negociación arrancará sobre el citado planteamiento por parte de la entidad de que el ERE afecte a 2.510 empleados, lo que representa el 15% de la plantilla tras la fusión. Los sindicatos consideran la cifra demasiado elevada y creen que el número más adecuado es de unos 1.800 trabajadores.

Bankia ha ofrecido a los sindicatos que, por una parte, los empleados con 57 años o más que se vean afectados reciban un porcentaje a determinar del salario bruto total como indemnización hasta los 61 años, y que se siga aplicando el convenio especial suscrito por la entidad con la Seguridad Social hasta los 63 años.

Por otra parte, los menores de 57 años recibirían la indemnización de días por año trabajado y con un tope de mensualidades a determinar, además de varios pluses. A estas medidas se suman indemnizaciones por movilidad geográfica a partir de los 80 kilómetros.