Compartir

Los trabajadores del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas tendrán prohibido a partir de este martes dar de comer a los animales dentro del recinto aeroportuario, ya que ese día entra en vigor una enmienda con modificaciones en la Normativa de Seguridad en Plataforma.

El boletín de seguridad operacional número 67 de Aena en Madrid-Barajas, recogido por Servimedia, indica que este 9 de enero entrarán en vigor cinco nuevas normas de seguridad en plataforma, entre ellas “la prohibición de alimentar animales dentro del recinto aeroportuario”.

Aena señaló en Twitter que no se permitirá dar de comer a animales en la zona de movimiento de aeronaves para “evitar focos de atracción de animales, especialmente de aves, por el riesgo que supone para la aviación, los pasajeros y los propios animales”.

El sindicato CSIF criticó esta medida, que supondría la apertura de un expediente disciplinario para el trabajador, al indicar que Aena debería “cuidar los animales que están o llegan al recinto aeroportuario”.

“Que los animales son un peligro y no deben estar en un recinto aeroportuario no es algo que nadie ponga en duda, es un peligro para aeronaves, personas y por supuesto para ellos mismos, pero cuando esos animales están o llegan, no se controlan como debían, no se puede sacar una nueva Normativa de Seguridad en Plataforma (NSP) que impida alimentar a los animales porque eso supone maltrato animal”, indicó el CSIF.

Este sindicato recalcó que “tendría su lógica” que Aena “sacara todos los (animales) posibles y que controle los que hay del mejor modo, pero lo que no puede hacer es prohibir alimentar a esos animales porque consiguen efectos contrarios, se mueven por todo el recinto en busca de comida, lo cual aumenta los riesgos”. “No cuidarlos o impedir que otros lo hagan es maltrato animal. Además, estos trabajadores siguen los protocolos de Madrid Salud”, añadió.