Compartir

La investigación se inició en marzo pasado, cuando se tuvo conocimiento de la existencia de un grupo de personas especializadas en los llamados 'vuelcos'. Esta actividad consiste en que los arrestados se hacían pasar por vendedores o compradores de droga, tras lo cual, dependiendo de los casos, se quedaban con el dinero o con el estupefaciente.

Las primeras detenciones se produjeron en el barrio madrileño de Puente de Vallecas, cuando dos de los investigados fueron interceptados cuando viajaban a bordo de un vehículo con más de 100 kilogramos de hachís a bordo.

GRUPO ITINERANTE

Tras varias averiguaciones, los investigadores comprobaron que el grupo se desplazaba a cualquier punto de la península para cometer sus acciones, tal y como ocurrió el pasado mes de septiembre, cuando regresaban de la localidad de Algeciras tras consumar presumiblemente una de ellas.

En concreto, estos miembros de la trama fueron localizados cuando regresaban de Algeciras en dos vehículos donde los agentes encontraron más de 140 kilogramos de hachís, además de dos revólveres y una pistola.

Los ocho detenidos pasaron a disposición judicial como presuntos responsables de un delito contra la salud pública, dos delitos de robos con violencia e intimidación, pertenencia a organización criminal y tenencia ilícita de armas, por lo que el juez decretó su ingreso en prisión.