Compartir

Un hombre de 50 años, de nacionalidad española, y cuyas siglas corresponden a M.A.M.J., falleció en la madrugada del sábado tras ser aplastado por la puerta de un garaje en la localidad madrileña de Torrelodones. Según la autopsia el fallecimiento se produjo de forma accidental.

El cuerpo fue encontrado en el número uno de la calle José Sánchez Rubio tras una llamada que alertó a 112, realizada pasada la medianoche del citado día. Según fuentes de la Guardia Civil, el accidente se produjo en el garaje de una urbanización privada cuando el hombre visitaba a un amigo y entró, como es habitual en el inmueble, por la puerta del garaje. Al parecer, el sensor de la puerta no funcionaba y no detectó su entrada.

Fuentes cercanas al fallecido aseguran que el año pasado otro hombre resultó herido cuando fue golpeado en el brazo por la misma puerta, tal y como informan desde 'La Vanguardia'.

Alguien tendrá que responder de ello“, señalan desde el entorno familiar del fallecido. Posteriormente, el cadáver fue trasladado al tanatorio de Collado Villalba.