Compartir

Unas grabaciones del ministro Fernández Díaz desveladas por el diario Público desvelan que intentó fabricar escándalos con el director de la Oficina Antifraude de Catalunya, Daniel de Alfonso, pocas semanas antes de la consulta del 9 de Noviembre. Los dos se implicaron para intentar sacar a la luz casos de corrupción en los que se vieran salpicados independentistas como Oriol Junqueras, Felip Puig y Francesc Homs

La campaña de desprestigio que aseguran que intentó crear pasaba por investigar a la familia de Junqueras en busca de escándalos que pudieran ser publicados en medios de comunicación del grupo Planeta. “Las cosas de Esquerra son muy débiles, es la verdad, ministro”, le decía de Alfonso. 

Pero estas conversaciones van más allá y también salpican directamente al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ya que en un momento Fernández Díaz asegura que “lo sabe”. Y no solo eso, también asegura que está completamente de acuerdo con los planes y la confabulación del ministro del Interior. 

El candidato popular a la presidencia ha asegurado a Carlos Alsina que no conoce las conversaciones y que del tema se enteró ayer, aunque no estaba muy por labor de seguir hablando del asunto. 

Por su parte, Fernández Díaz ha declarado que la única “conspiración” es que aparezcan las grabaciones justo una semana antes de las elecciones generales del 26J. “Es ofensivo”, ha dicho el ministro en relación a que se le acuse de intentar buscar casos que afectaran a los independentistas de ERC y CDC. 

De Alfonso, director de la Oficina Antifraude de Catalunya, ha asegurado que “no conspiramos, yo al menos. Me reúno con quien me lo pide”.