Compartir

Flaco favor para la Marca España el del puente levadizo sobre el río Cau Cau, en Chile. La empresa española Azvi deberá reconstruirlo por completo tras haberse confundido y haberlo hecho al revés, una broma que costará 15 millones de dólares y que ya ha ocasionado una gran controversia.

El problema, llevado hasta ahora con discreción, se ha conocido en todo el mundo por su inclusión en un programa de Discovery Channel, 'Horror de Cálculo'. Un error en el etiquetado de las piezas enviadas desde España para la instalación del puente hizo que se colocarán al contrario cada uno de los tramos que constituirían el puente levadizo.

El error se detectó ya en 2014 y a pesar de que se pensó que se podía corregir lo cierto es que el resultado final obliga a reconstruirlo: los tramos del puente no encajan al no estar elevado, de forma que en el centro se crea un bache. Y, lo que es peor, las líneas de los carriles de las carreteras no coinciden, de forma que el carril bici se topa a medio camino con el carril para que circulen coches y camiones. El mecanismo que elevaba los brazos del puente tampoco funcionaba correctamente.

La obra de ingeniería, que un proyecto emblemático de al región de Valdivia, se ha visto lastrada por los errores de la empresa española, pero también por una concatenación de errores locales y batallas políticas. Aunque su inauguración estaba prevista para este mes de enero ésta se ha pospuesto a 2018. Veremos si lo consiguen.