Compartir

Madrid, 26 abr (EFE).- El portavoz En Comú Podem, Xavier Domènech, ha asegurado hoy que la oferta del PSOE ante el pacto de gobierno propuesto de Compromís “no es una apertura de negociación real” y ha pedido a los socialistas que se dejen “de bromas” de último minuto.

Así se ha expresado el diputado de Podemos-En Comú Podem-En Marea durante la conferencia de prensa que ha celebrado en el Congreso tras entrevistarse con el Rey, en el marco de la ronda de conversaciones con los portavoces de los grupos parlamentarios.

Domènech ha dejado claro que su formación aún no ha podido estudiar con precisión la propuesta de Compromís, aunque la ha valorado, y ha ironizado con el “mucho rendimiento” que está consiguiendo.

Lo que ha criticado es la respuesta del PSOE por cuanto mantiene su pacto con Ciudadanos y porque aboga por votar dos presupuestos o por integrar a independientes en un hipotético gobierno -“¿serán del Ibex35?, ha dicho-, y por ello, ha asegurado: “Si queremos ser serios, aquí estamos, pero basta de bromas”.

Domènech ha repasado con el Rey el proceso negociador para buscar candidato a la investidura y también ha constatado que hoy por hoy no hay una “alternativa viable”, por lo que su conversación ha derivado en la muy probable campaña electoral y los escenarios poselectorales.

El diputado catalán, que ha coincidido con el monarca en que la campaña debería plantearse de forma que “no desaliente” a los ciudadanos, ha admitido que el anticipo electoral supone un “fracaso colectivo de todos”.

No obstante, ha incidido en la responsabilidad del PSOE por “bloquear” un gobierno de izquierdas a través del “acuerdo fundido en hierro con Ciudadanos” y ha recordado su negativa siempre a firmar un “cheque en blanco” a los socialistas.

“Nosotros hicimos una propuesta, pero el PSOE apostó por un aliado principal y al final único, que es un partido de derechas, y pactó con él para no conseguir nada”, ha resumido Domènech, para quien esa posición de los socialistas responde a sus “conflictos con los poderes externos y las familias internas”.

Domènech, que ha mantenido su oferta de gobierno de izquierdas con el PSOE, Podemos e IU, ha hecho hincapié en que una propuesta real de negociación supondría reeditar esa mesa a cuatro.

“Hay cosas que se hablan y se construyen y otras que aparecen. Basta ya de bromas”, ha reprochado a los socialistas.

A su juicio, tras las próximas elecciones los parlamentarios deben “abrir tiempos constituyentes” para encontrar “mayorías efectivas de gobierno”, no a la inversa, es decir, “pensando que la situación de bloqueo se soluciona contando escaños para formar mayorías de gobierno antinaturales”.

Con las elecciones a la vista, el representante de En Comú Podem ha abogado por una campaña “donde no se sume, sino que se multiplique” y que permita construir una mayoría de izquierdas.EFE