Compartir

Ginebra, 18 abr (EFE).- El mediador de la ONU, Staffan de Mistura, confirmó hoy que la oposición siria no se retira de las negociaciones de paz, sino que ha decidido suspender su “participación formal” en las mismas dentro del recinto de la organización internacional.

La delegación opositora comunicó a Mistura “su intención de posponer su participación en el Palacio de las Naciones (sede de la ONU en Ginebra) para expresar su enojo y preocupación por la degradación de la situación humanitaria y los problemas alrededor del cese de las hostilidades”, precisó el mediador.

Las conversaciones continuarán en el hotel donde se hospedan los representantes opositores o en algún otro lugar de la ciudad, agregó.

Por otro lado, el mediador de la ONU sostuvo que el cese de las hostilidades en Siria se mantiene, pero que está claramente en peligro, tras nuevos combates registrados en el noroeste del país.

“Mi impresión es que el cese de las hostilidades se mantiene, pero está en peligro. Por el momento, esta es nuestra evaluación”, declaró De Mistura a la prensa.

“Nadie puede negar los enfrentamientos que tienen lugar en algunas áreas, especialmente en Alepo, y que son preocupantes, pero de acuerdo a nuestra propia información y análisis de la situación en todo el país, el cese de las hostilidades se mantiene en muchas áreas”, aseguró.

En estas circunstancias, indicó que se espera que Estados Unidos y Rusia sostengan una reunión especial para abordar las violaciones a la tregua, en vigor desde el pasado 27 de febrero, de las cuales fueron los principales impulsores.

Sobre la cuestión del acceso humanitario, el diplomático reconoció que se avanza igualmente de manera “muy lenta”, pero informó de un pequeño avance relacionado con la entrada a Daraya de una “pequeña misión” para investigar lo que sucede en esta localidad, asediada desde hace tres años por las fuerzas gubernamentales.

Se ha reportado que en Daraya hay 8.000 personas que necesitan desesperadamente recibir alimentos, pero todos los esfuerzos de la ONU para obtener de las autoridades el permiso para entrar allí han sido infructuosos.

No se precisó la fecha de entrada de esa misión de la ONU, pero se indicó que después de ella no se permitió tampoco la entrada de convoyes humanitarios y que mañana se informará de la situación que se encontró.

Sobre eventuales progresos en el terreno humanitario, De Mistura indicó que posiblemente mañana haya “algunos convoyes que se moverán e incluso la evacuación de heridos y enfermos”, aunque no precisó los lugares de Siria donde se espera que esto ocurra. EFE