Compartir

Valencia, 31 mar (EFE).- Los nueve concejales del grupo popular del Ayuntamiento de Valencia investigados por supuesto blanqueo y suspendidos cautelarmente de militancia por el partido han actuado hoy en el pleno municipal como independientes, pero han seguido la disciplina de voto del PP.

Se trata de la primera sesión plenaria en la que los nueve ediles populares investigados por supuesto blanqueo han actuado como integrantes del grupo popular pero en calidad de independientes, después de que el Comité Nacional de Derechos y Garantías del PP les haya suspendido cautelarmente de militancia.

Con mayor expectación periodística de lo habitual, el pleno ha contado con la presencia de estos concejales, los nueve investigados, y de Eusebio Monzó, que hasta ahora era el único independiente del grupo popular y que no está implicado en el caso de supuesto blanqueo.

El portavoz municipal del PP, Alfonso Novo, quien mañana pasará la portavocía a Eusebio Monzó, ya anunció que, a pesar de figurar como independientes en el grupo popular, iban a defender el programa electoral con el que el Partido Popular concurrió a las elecciones municipales del pasado mes de mayo.

Durante el pleno, el portavoz de Compromís, Pere Fuset, y su compañera de grupo Pilar Soriano han reprochado en sus intervenciones la situación judicial y los “chanchullos” del PP.

Tanto Novo como Monzó han participado en los debates de los diferentes puntos para defender la postura del PP como también lo han hecho expopulares y hoy independientes Lourdes Bernal, Beatriz Simón, María Angels Ramón-Llin y Félix Crespo.

Precisamente, en una moción del PP defendida por Crespo sobre la creación de una comisión para dar más valor a la candidatura de las Fallas como Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, el portavoz de Compromís le ha reprochado al concejal que no se haya enterado de que ya trabajan en ese sentido “porque estaba explicando al juez los supuestos chanchullos en su partido”.

Crespo ha defendido que es “del PP y a mucha honra” y el edil de Compromís le ha respondido que él estará muy orgulloso de ser del PP, pero el partido “no lo está tanto porque le ha pedido el acta”.

El alcalde de Valencia, Joan Ribó, ha asegurado que la situación vivida hoy en el pleno con un grupo popular en el que todos eran independientes era “algo no previsto y surrealista” y ha reclamado al PP que “se tome en serio que la corrupción hay que erradicarla” de los partidos políticos y del PP en concreto.

Antes del pleno, Novo ha sido cuestionado por las palabras de la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, en las que dijo que se marcharía si se había equivocado al pedirles que dejen su escaño.

Novo ha asegurado que “no se ha equivocado ni tiene que marcharse”, pero tiene que “darse cuenta” de que están sometidos a un procedimiento informativo sobre el caso de presunto blanqueo que van a seguir.

“Me sabría mal que tomara esta decisión”, ha insistido Novo, que ha asegurado que los ediles populares no eran conscientes de ningún procedimiento abierto en el seno del PP de la Comunitat pero “sí del expediente de Madrid” y que se van a someter a él.

También antes del pleno, Monzó ha explicado que asume la portavocía del grupo “de forma temporal”, en “un momento difícil” y “para prestar un servicio como ejercicio de responsabilidad” y ha asegurado que se siente “respaldado y apoyado” por la presidenta regional.

Ha explicado que a él no le compete la renuncia del acta de sus compañeros y será el devenir del expediente informativo abierto por la dirección nacional del PP donde “se verá el futuro de los concejales”.

El portavoz del Ciudadanos en Valencia, Fernando Giner, ha asegurado a EFE que a la situación en el pleno “no se le puede llamar regeneración” y ha reprochado la posición del PPCV y del presidente nacional del PP, Mariano Rajoy, que dice “desconocer” lo que pasaba en Valencia, y al que ha reclamado “decisiones más firmes y más coherencia”.

mc/im/agc

(foto) (vídeo) (audio)