Compartir

Las autoridades turcas detuvieron y expulsaron a Holanda el pasado 14 de julio a uno de los yihadistas que cometieron ayer el atentado de Bruselas, ha afirmado hoy el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan.

“Uno de los autores de los ataques de Bruselas es una persona que detuvimos en junio de 2015 en Ganziatep y fue deportado. Informamos a la embajada belga sobre la deportación el 14 de julio. Bélgica lo dejó libre“, indicó Erdogan en una rueda de prensa en Ankara.

“Pese a nuestras advertencias de que esta persona era un combatiente extranjero, Bélgica no pudo determinar sus vínculos con el terrorismo”, continuó el presidente.

Erdogan señaló que el supuesto terrorista fue deportado a Holanda a petición del propio sospechoso. “También informamos a Holanda”, añadió Erdogan.

Erdogan especificó que el supuesto yihadista fue arrestado en la provincia de Gaziantep, una zona del sur de Turquía fronteriza con Siria que es habitual lugar de paso para los europeos que intentan unirse al Estado Islámico (Dáesh) en Siria.

El presidente no mencionó el nombre del supuesto yihadista detenido y sólo lo describió como “uno de los autores del atentado de Bruselas”.

Entre 2011 y junio de 2015, Turquía ha detenido y deportado a más de 2.700 sospechosos, muchos de ellos de países europeos, de intentar entrar en Siria para unirse al Estado Islámico (Dáesh). Esos deportados normalmente quedan en libertad al volver a sus países.