Compartir

Beirut, 17 mar (EFE).- El Gobierno de Damasco y la Coalición Nacional Siria (CNFROS), principal alianza política opositora, rechazaron la creación de un sistema federal, aprobado hoy por los kurdos en las zonas que dominan en el norte del país.

“Cualquier declaración de ese tipo no tendrá valor legal y carecerá de efectos legales, económicos, sociales y políticos porque no refleja la voluntad de todo el pueblo sirio”, dijo una fuente del Ministerio sirio de Asuntos Exteriores, según la agencia de noticias oficial, SANA.

La fuente consideró que el asunto de una federación “afectará a la integridad territorial de Siria, lo que va en contra de la Constitución y de las resoluciones internacionales”.

En ese sentido, las autoridades advirtieron contra cualquier intento de socavar la unidad y la integridad territorial de país.

La fuente agregó que en la actualidad la principal tarea del pueblo sirio es “combatir el terrorismo y cualquier desviación de esta meta debería ser considerada como un apoyo al terrorismo y a todos aquellos que tratan de debilitar Siria y minar a su Ejército heroico en su misión de restaurar la seguridad y la estabilidad”.

Por su parte, la CNFROS expresó su repulsa “por cualquier intento de crear entidades, regiones o departamentos que confisquen la voluntad del pueblo sirio”, en un comunicado en su página web.

Apuntó, además, que “la injusticia causada a un individuo o grupo bajo el Gobierno de la familia (del presidente sirio Bachar) Al Asad no se elimina aplicando proyectos unilaterales o preventivos, sino apoyando la opción de una solución política con la creación de un Ejecutivo transitorio con todas las prerrogativas”.

La CNFROS subrayó que la decisión de constituir un Estado central o federal no corresponde a “una sola facción, partido, clase, corriente o parte del pueblo”.

También aseguró que es una decisión que se tomará después de que las negociaciones con las autoridades lleguen a la fase de celebrar una conferencia para la fundación de Siria, donde se elaborará una nueva Constitución.

Unos 150 responsables kurdos y de otros grupos étnicos, como árabes, turcomanos y armenios, que habitan en la autoproclamada administración autónoma kurdosiria, aprobaron hoy la formación de un sistema federal.

Este paso coincide con conversaciones de paz en Ginebra entre una delegación del Gobierno sirio y la opositora Comisión Suprema para las Negociaciones (CSN), cuyo componente más importante es la CNFROS. EFE