Compartir

Bruselas, 14 mar (EFE).- Los peruanos podrán viajar a partir de este martes al espacio Schengen sin visado para estancias de corta duración, un paso “trascendental” que se hace realidad después de dos años de intensos trabajos que reforzarán los lazos entre los ciudadanos europeos y los del país andino en todos los niveles.

“Con este acuerdo se acaban esas colas interminables y de madrugada que muchos peruanos tenían que hacer en las embajadas”, declaró el presidente de Perú, Ollanta Humala.

La eliminación de visados de corta estancia permitirá que muchos peruanos puedan visitar a sus familiares que ya se encuentran en Europa, recalcó, y les permitirá “venir a hacer tratamiento médico, cursos, y explorar las oportunidades de negocios, para después intercambiar o mejorar nuestra política comercial”.

El presidente peruano aprovechó la ocasión para invitar a sus compatriotas a “observar todas las normas que implica esta confianza recíproca”, que es una señal de la “amistad” entre las dos partes.

El acuerdo se produce en un momento en el que la Unión Europea está inmersa en una crisis de refugiados sin precedentes y con el espacio Schengen bajo una enorme presión, así como con una economía que se está recuperando solo de manera lenta, mientras que Perú es de las economías de su continente que más rápidamente crece.

“Sabemos que Europa está pasando por momentos difíciles, como también en Latinoamérica estamos viviendo nuestros problemas, pero creo que el diálogo nos permitirá encontrar soluciones a los problemas que estamos enfrentando”, afirmó Humala.

El acuerdo fue suscrito por la canciller peruana, Ana María Sánchez; el comisario europeo de Inmigración, Interior y Ciudadanía, Dimitris Avramópulos, y el ministro holandés de Asuntos Exteriores, Bert Koenders, en su calidad de presidente de turno del Consejo de la UE.

La firma fue presenciada por el propio Humala, la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, y el ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo, dado que la eliminación del visado para viajes de hasta 90 días para peruanos -y también colombianos- fue una iniciativa del presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy.

En este sentido, el presidente de Perú agradeció no solo a la UE el acuerdo, sino también “en particular” a España.

Ahora los peruanos podrán viajar sin visado a Bélgica, República Checa, Dinamarca, Alemania, Estonia, Grecia, España, Francia, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Hungría, Malta, Holanda, Austria, Polonia, Portugal, Eslovenia, Eslovaquia, Finlandia y Suecia, así como a Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza.

El acuerdo también incluirá a Bulgaria, Chipre, Croacia y Rumanía, según Lima, pero no así al Reino Unido e Irlanda, que tienen sus propias políticas de visados.

“Hoy vemos que la política exterior cambia a mejor la vida cotidiana de los ciudadanos”, comentó Mogherini, quien dijo que el acuerdo es una “señal tangible” de la “cercanía y confianza mutua” entre la UE y Perú.

Koenders explicó que el acuerdo se aplicará a todas las categorías y personas -salvo para trabajar- de manera “provisional” hasta que esté ratificado formalmente por ambas partes, y además el Parlamento Europeo tendrá que dar su consentimiento.

Avramópulos recordó que fue en 2014 cuando los países de la UE tomaron la decisión política de eliminar los visados para los peruanos, y que hoy, dos años después, la UE y Perú están más cerca el uno del otro gracias al acuerdo.

Mogherini coincidió con él al afirmar: Ambas partes “comparten tanta cultura, tantos intereses y valores que hoy hacemos que la amistad entre nuestra gente sea aún más fácil”.

En su opinión, el acuerdo “demuestra lo cerca que estamos de América Latina y de lo interesados que estamos en cooperar en cuestiones bilaterales, regionales y globales”.

Destacó que Perú ha hecho grandes esfuerzos para elaborar documentos de viaje biométricos con altos estándares de seguridad, pero Avramópulos enfatizó en la importancia de que la transición hacia el nuevo sistema “esté concluido hasta finales de julio”.

Junto al acuerdo de comercio, sostuvo Mogherini, “el de hoy va a crear nuevas oportunidades para las dos partes”, pues facilitará el turismo, el intercambio de estudiantes, las actividades empresariales y los contactos a todos niveles, y ello atraerá más inversiones y fortalecerá las economías de ambas partes. EFE

cae/si