Compartir

Bagdad, 1 mar (EFE).- Al menos 40 efectivos de las fuerzas iraquíes, entre ellos un alto oficial, murieron hoy en un atentado perpetrado por dos suicidas contra la sede de las Fuerzas Armadas en la zona de Hadiza, en la provincia occidental de Al Anbar.

Una fuente de seguridad de Ramadi, capital de Al Anbar, explicó a Efe que los atacantes detonaron en el cuartel sendos cinturones con explosivos que llevaban adosados al cuerpo. EFE