Compartir

Madrid, 3 feb (EFE).- El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) remitirá a Industria en el segundo semestre de este año su informe sobre la renovación de la licencia de explotación de la central de Garoña, ha acordado por mayoría el Pleno del CSN, reunido hoy.

El informe tiene carácter preceptivo y vinculante; si es negativo obligaría al cierre de la planta y, si es positivo, dejaría la decisión última en manos de Industria y del Consejo de Ministros.

El Pleno del Consejo de Seguridad Nuclear ha apreciado favorablemente varias de las actuaciones incluidas dentro del proceso de evaluación para renovar la autorización de Garoña, recogidas en la Instrucción Técnica Complementaria que emitió en julio de 2014.

La decisión se ha adoptado por mayoría de los consejeros del Pleno, salvo el de la consejera y exministra de Medio Ambiente Cristina Narbona, que ha votado en contra de todos los puntos a excepción de uno relacionado con el almacenamiento de los residuos nucleares de Garoña. EFE