Compartir

Sevilla, 18 ene (EFE).- El secretario de Organización del PSOE andaluz, Juan Cornejo, ha sostenido hoy que ceder diputados o senadores a otras formaciones para que tengan grupo propio puede ser “normal y oportuno” en un momento cualquiera, pero no en otros momentos, como el actual.

“Lo que está claro es que no estamos en un momento cualquiera, en una situación cualquiera, y posiblemente lo que es normal y oportuno en otras ocasiones pudiera no serlo en estos momentos”, ha afirmado en declaraciones a los periodistas al ser preguntado si el PSOE-A está satisfecho con las explicaciones de la dirección federal tras su decisión de ceder senadores a Convergencia y ERC para que tengan grupo en la Cámara Alta.

El número dos del PSOE de Andalucía, que ha recalcado que “ningún senador andaluz lo ha facilitado (la cesión)”, ha criticado, no obstante, la actitud del PP, aunque sin mencionarlo expresamente, al que ha acusado de “cinismo fuera de lugar” porque “no sólo han participado en otros momentos en la conformación de otros grupos, sino que han sido los verdaderos causantes del independentismo”.

Sobre la posibilidad de plantear la “reprobación” del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, por dicha decisión, ha señalado: “Que yo sepa, esa medida no se ha puesto sobre la mesa”, aunque ha recordado que hay convocada una reunión del comité federal, en la que “los compañeros de las distintas federaciones harán valer su voz en los asuntos que se han puesto sobre la mesa”.

Sobre la posibilidad de que las marcas afines a Podemos tengan “voz propia” en el Congreso después de que el portavoz del PSOE, Antonio Hernando, haya asegurado hoy que el PSOE está dispuesto a estudiar vías de solución, Cornejo ha dicho que este asunto “quedó resuelto” desde el mismo día en que “ellos mismos reconocieron que era imposible por el reglamento”, en referencia a las declaraciones de la diputada de Podemos Carolina Bescansa.

Por ello, ha lamentado en que se esté “entrando”, en su opinión, en un “apaño de confluencias de intereses en el que predomina el interés particular de determinados grupos de imponer un criterio que no es posible de acuerdo con el reglamento del Congreso”.

El dirigente socialista andaluz ha vuelto a cargar contra Podemos, al que ha reclamado “menos prepotencia y arrogancia, menos líneas rojas y más diálogo y propuestas”.

Al mismo tiempo, ha recalcado que el PSOE no va a dar “cheques en blanco” al PP y le ha pedido que deje de “poner el foco en otros partidos” porque son los populares los que ganaron las elecciones “y ya no caben más minutos de prórroga”.

En cuanto a una eventual abstención del PSOE para la formación de un gobierno del PP en caso de que éste pusiera sobre la mesa algunos acuerdos, se ha limitado a señalar: “Si el PP empieza a reconocer que no solamente la reforma laboral ha sido un desastre, sino también la Lomce y tantas medidas unilateralmente adoptadas durante estos cuatro años, quien gana son los ciudadanos de este país”.

“A ver si empiezan ya las conversaciones con los partidos y podrán ver en sus carnes la soledad en la que se encuentran”, ha enfatizado en otro momento tras lamentar que del PP “sólo se oyen proclamas de un gran pacto, un cheque en blanco, pero no va a haber cheques en blanco, entre otras cosas porque han hecho cuantiosos daños” a los ciudadanos, ha denunciado. EFE

bfv/fs/mcm