Compartir

Pablo Iglesias ha comparecido esta mañana para hacer balance de los resultados electorales y concretar cuáles serían sus exigencias y líneas rojas en un posible pacto de gobierno o votación de una investidura.

Entre los puntos que ha puesto encima de la mesa está la reforma de la Ley Electoral “para que refleje la voluntad de los españoles. Además, se ha referido al blindaje de los derechos sociales en la Constitución y la introducción de una moción de confianza ciudadana que permita revocar al presidente en caso de incumplimiento del programa.

También una regulación que termine con las puertas giratorias.

Estamos en un momento de reflexión constituyente“, ha dicho. Uno de los puntos más espinosos es el referente al marco territorial. Iglesias ha insistido durante su comparecencia en que son partidarios de un referéndum en Cataluña. “El referéndum en Cataluña es imprescindible para construir un nuevo compromiso histórico“. Y añadía: Vamos a defender el 'sí' a un proyecto con España. No queremos que Cataluña se vote, pero sí queremos que en Cataluña se vote“.

En este sentido se refería a las declaraciones de algunos barones del PSOE. “Parece que los señores que mandan en el PSOE han hablado y no entienden que España es un país plurinacional“.

Respecto a si apoyaría una posible investidura de Pedro Sánchez o ve posible la convocatoria de nuevas elecciones, insistió en señalar a la responsabilidad del PSOE “si se bunkerizan en el pasado y deciden entregar el poder al PP“.