Quantcast

El ISIS lapida y mata a una joven austriaca que se unió al grupo

Samra Kesinovic, de 17 años de edad, viajó a Siria en 2014 junto a su amiga Sabina Selimovic, de 15 años. Ambas fueron utilizadas por el grupo para sus campañas de propaganda, publicando imágenes de ambas portando armas.

Por el momento, el Gobierno austriaco no se ha pronunciado sobre las informaciones. A finales de 2014, un experto en antiterrorismo de Naciones Unidas indicó que una de las dos jóvenes había muerto, quien podría ser Selimovic.

David Scharia, un experto israelí del Consejo de Seguridad de la ONU, comentó recientemente que “hemos recibido una información sobre dos chicas de 15 años de origen bosnio, pero residentes en Austria, a las que sus familias y los servicios de inteligencia están buscando”. Scharia ha añadido que “ambas fueron reclutadas por el ISIS. Una murió en los combates en Siria y la otra ha desparecido”.

Las dos chicas fueron casadas con yihadistas del ISIS a su llegada a Siria. Algunos medios llegaron incluso a afirmar que se podrían haber quedado embarazadas.  La información sobre el destino de Samra, publicada por los medios austriacos, procede de un informante interno del EI. 

El Estado Islámico las usó como propaganda para atraer a otros jóvenes parados y desilusionados del mundo árabe con la promesa de armas, chicas y riquezas. Samra y Sabina aparecen en vídeos de reclutamiento, disparando AK47 y jurando lealtad a su dios.

Comentarios de Facebook