Compartir

 Varias ráfagas de disparos y detonaciones se han escuchado dentro de la sala de espectáculos Bataclan, en el centro de París, donde ahora mismo tiene lugar una toma de rehenes, según constató Efe.

Se desconoce hasta el momento si se trata del asalto policial contra los terroristas atrincherados en la sala.

Tras varias ráfagas y siete u ocho disparos, se escucharon varios gritos en el interior del lugar.

Los rehenes que consiguieron salir, alrededor de 40, se encuentran en un café cercano y están esperando para prestar declaración ante la policía.

Una testigo explicó a Efe que dos personas entraron en el local disparando con armas automáticas y que vio a gente cayendo herida delante de ella.

La policía ha establecido un cordón de seguridad a unos 500 metros de la sala.

Varios vehículos de policía y ambulancias han entrado y salido rápidamente en los últimos minutos dentro de este perímetro de seguridad.

En una declaración a la nación, el presidente francés, François Hollande, ha anunciado que hay “un asalto de las fuerzas de seguridad en curso”, en aparente alusión a la toma de rehenes.

París es esta noche escenario de una serie de atentados, en los que han muerto varias decenas de personas.