Compartir

De acuerdo con el abogado de la víctima, el policía atendió una llamada por vandalismo y disparó contra el joven al creer que le estaba apuntando con un arma, sin una advertencia verbal previa. Cuando el agente se acercó a arrestar al sospechoso se dio cuenta que no estaba armado, tal y como informa el medio estadounidense Univision.

Morejón tuvo que ser trasladado de inmediato a un hospital cercano, en estado grave, y falleció horas después. La madre del joven, Lucía Morejón, ha pedido al Departamento de Policía de Long Beach revelar el nombre y número de identificación del oficial que disparó. El suceso está siendo investigado.

Los hechos violentos que se suceden en esta ciudad entre los manifestantes -pertenecientes en su mayoría a la comunidad afroamericana- y la Policía han dejado un saldo de 15 policías heridos, algunos graves, y más de 200 detenidos.