Compartir

El presidente del Gobierno y presidente del PP, Mariano Rajoy, está satisfecho con la unidad de su partido. “Es un partido unido”, ha señalado este lunes en una entrevista en RNE al ser preguntado por la soterrada guerra desatada entre María Dolores de Cospedal y Javier Arenas.

Rajoy ha destacado que su partido “tradicionalmente ha estado unido y ha funcionado bien” aunque puedan surgir “discrepancias” sobre temas concretos.

“Entrar en discusiones de partido no aporta nada, no es mi gran preocupación”, ha reiterado porque lo que más le preocupa es mantener el ritmo de crecimiento y de empleo.

Ante la reunión de la Junta Directiva del PP mañana, Rajoy ha indicado que va a pedir la “máxima unidad. Les voy a decir que es el momento de preparar las elecciones. El objetivo son las elecciones y un objetivo como país: crear empleo y crecimiento. Voy a pedir la máxima unidad ante la reunión de mañana”.