Compartir

Una parodia sobre el Estado Islámico, emitida por el programa estadounidense 'Saturday Night Live', ha levantado muchas ampollas y una polémica enorme. Protagonizado por una de las actrices de moda en los últimos meses, Dakota Johnson, se ríen de los yihadistas que tanto terror están causando en el mundo entero.

Muchos medios de comunicación están analizando el contenido del sketch que fue emitido el pasado sábado y que tantas críticas está recibiendo. La actriz de '50 Sombras de Grey' se despide de su padre en un aeropuerto para unirse a los terroristas del IS.

“Ten cuidado, ¿de acuerdo?”, dice el padre a su hija, que responde sonriente: “Papá, es sólo el IS”. La joven se mete en un camión y los terroristas gritan “¡muerte a Estados Unidos!”.

La polémica ha surgido en todos los diarios y televisiones más importantes del país, donde se afirma que los humoristas han llegado demasiado lejos y creen que es una falta de respeto a los familiares de las víctimas por este terrorismo.

El cómico Taran Killam, uno de los protagonistas del sketch, ha salido en defensa de la parodia. “La libertad para burlarse es nuestra mejor arma”, señaló en su cuenta en Twitter. También Melanie Griffith apoyó a su hija con un mensaje en el que se leía “¡Lo bordó! ¡Me encantó su aplomo, su ritmo para la comedia, su elegancia, me encantó todo lo que hizo!”.