Compartir

Muchos de los términos ya los habrás escuchado y te suenan, pero algunos se te escapan, por ello, hoy te explicamos de primera mano cada detalle sobre ese día tan especial. Lo esencial es que en juego entran 160 series, nada menos que 100.000 billetes, y ojo, 10 décimos por billete. Multiplica. Y todo comienza en el décimo, elemento protagonista en la Lotería de Navidad. El décimo forma parte de un billete y este, a su vez, de una serie. Os explicamos cada término:

1

Décimo, billete, serie… ¡Premios!

Décimo es el nombre que reciben los boletos, una décima parte de un billete que está formado por 10 décimos de un mismo número y serie. ¿Qué es la serie? Cada una de las sucesiones de billetes numerados del 00000 al 99999. Es decir, el número de veces que se repite cada billete -cada número-. ¿Y cuántas son?

Cada serie consta de 100.000 billetes.¿Y la fracción? Identifica a cada uno de los diez décimos de un mismo billete, de manera que cualquier décimo es distinguible de cualquier otro, incluso aunque sea del mismo número y de la misma serie. Lógicamente hay diez fracciones. Lo entenderemos todo mejor con un caso práctico: En el sorteo de Navidad de este año, 2018, consta de 160 series de 100.000 billetes cada serie, y cada billete de 10 décimos. Es decir: 160 series implica que de cada número se emiten 160 billetes. Así, cada número se juega en 1.600 décimos. Es decir, multiplicando los 160 décimos que se juegan en cada número por el número de billetes en total -100.000- obtenemos los 160.000.000 décimos que se han emitido para el Sorteo de Navidad 2018.

2

Portador


¿Por qué es tan importante tener localizados los décimos y participaciones de la Lotería de Navidad? Es muy sencillo. Los billetes son documentos al portador. Sólo se reconoce como dueño a la persona que lo tiene en su poder. Pero ojo, otros años se ha comprobado que existen en el mercado falsificaciones. Para evitar el timo, es importante comprobar que el décimo tiene logo, código y todos los elementos de verificación. Los lugares autorizados para la venta se publican en la web oficial del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

3

El ‘Gordo’, la pedrea, reintegro y otros premios


Pero venga ya, hablemos de los premios. El Gordo es el premio máximo de la Lotería de Navidad, el primer premio. Este año repartirá un premio de 4 millones de euros a la serie, es decir, 400.000 al décimo.

Además del premio principal, existen otros. Las aproximaciones a los primeros premios son los números anterior y posterior al del que obtenga el premio. Existen aproximaciones al primer premio, al segundo, y tercero. No así del cuarto y el quinto.La pedrea es el premio más numeroso.

En 2018 se repartirán 1.794 premios de 1.000 € por serie, 100 € por décimo. Pero además, tenemos que estar atento a los reintegros, que se definen como los billetes en los que el último número coincide con el del Gordo.

También conocido como ‘devolución’, es un premio igual a la cantidad jugada. Se trata de un premio de 200 € a la serie, 20 € al décimo.

Las centenas y decenas son premios de 1.000 € por serie para determinados números restantes de la centena y decena de los primeros premios.

4

Las bolas, los bombos


En el sorteo verás que hay dos tipos de bolas, las de los números, 100.000 en total, y las correspondientes a los premios, 1.807. Están fabricadas en madera de boj y tienen idéntico peso y tamaño, 3 gramos y 18,8 mm de grosor. Llevan los números y letras grabados con láser.En cuanto a los bombos, existen dos, uno para las bolas con los números y, el otro, para los premios.

Se trata de un sistema tradicional en el que se introducen las bolas en los bombos. Cuando las bolas van saliendo de los bombos, se deslizan por la trompeta para depositarse en la copa, un recipiente de cristal. Si por error se extraen dos bolas a la vez, una quedará encima de la otra y siempre se cantará primero la que esté debajo.

5

Los niños de San Ildefonso son los protagonistas


Ellos extraen las bolas de la copa y cantan los números y los premios. Y tienen su larga, larguísima historia y tradición. Desde 1771 son los niños de la Residencia Internado de San Ildefonso, una escuela situada en el centro de Madrid, los encargados de anunciar los números y premios que salen por los dos bombos. Y hay que decirlo, su trabajo es el más apreciado.

Ellos colocan las bolas en una tabla por orden de salida. Cada tabla consta de 200 bolas de cada tipo, ordenadas en 10 alambres con 20 bolas de premios y 20 de números cada uno.

6

Claveros 

En esencia, agentes de seguridad. Son otra de las figuras fundamentales en el Sorteo de Navidad son los claveros, por motivos de seguridad, son las personas encargadas de precintar el salón de sorteos la noche anterior al sorteo, es decir el 21 de diciembre.

Son tres personas y cada uno posee una llave distinta. Se necesitan las tres llaves para poder abrir la sala. Todo muy de película de espías, pero es verdad que su trabajo garantiza la imparcialidad y limpieza del sorteo, algo que al final acreditan los notarios.

7

Las liras


Antes de introducir las bolas de los números y premios en sus bombos correspondientes, estas se colocan en un expositor llamado lira. Cada lira puede contener hasta 500 bolas. De este modo, en el sorteo de 2018 se utilizarán 200 liras.

8

Paraguas y tolva

 

Para facilitar su comprobación, las bolas se colocan de forma ordenada en la lira que, a su vez, se cuelgan de un dispositivo llamado paraguas que está colgado del techo.Una vez comprobadas todas las bolas, se vierten en un recipiente llamado tolva.