Compartir

Javier Limón continúa muy dolido con la decisión de la Comunidad de Madrid de sacrificar a su perro, Excálibur, sin ni siquiera comprobar si el animal había sido contagiado. El marido de Teresa Romero ha publicado una carta en 'eldiario.es' en la que se dirige a su mascota y le promete que se hará justicia.

Excálibur, donde quiera que estés sabes que los amitos siempre te llevarán en su corazón“, comienza la misiva de Javier Limón, donde se observa que el daño ocasionado por la pérdida de su perro aún continua muy presente.

El marido de la enfermera ingresada en el Hospital Carlos III vuelve a mostrarse muy indignado con los responsables del sacrificio. “Acabaron contigo gente mala y sin sentimientos. Hicimos todo lo que pudimos y más para salvarte, pero al final no pudo ser“, señala la carta.

En el texto dirigido a Excálibur, Javier Limón reconoce que “no paro de llorar, pero estoy muy orgulloso de ti porque has sido un ejemplo para el mundo entero, y no serás olvidado tan fácilmente” y le pide que “desde donde estés, tienes que darle fuerzas a la amita para que se ponga buena, igual que me las has dado a mí para no venirme abajo y seguir luchando“.

Para cerrar la misiva, el marido de Teresa asegura en el texto que lucharán para que se haga justicia. La Comunidad de Madrid decidió que sacrificar al animal era la mejor opción para evitar cualquier tipo contagio. Sin embargo, este mismo lunes dimitía el responsable del operativo que acabó con la vida de Excálibur, Luscas Domínguez Rodríguez, por discrepancias con la Universidad Complutense de Madrid.