Quantcast

Sínodo, gais y nuevas familias: El clero conservador intenta frenar el aperturismo del Papa Francisco

Fue un jarro de agua fría para calmar unas aguas revueltas por el cariz de los acontecimientos 'dentro' del sínodo vaticano. “Tal como está escrito el documento de ayer” llegó a decir el cardenal Napier, “da a entender que hay acuerdo sobre cosas en las que en realidad no hay acuerdo”, según publica el diario El País. 

Aún así, cabe recordar que todo el mundo que tuvo acceso a las 265 intervenciones efectuadas en el Sínodo sacó la conclusión de que existe un interés claro -como parece desear Francisco- por acoger en la Iglesia a los homosexuales, a las parejas de hecho y a los divorciados vueltos a casar. Una tendencia más proclive al perdón que al castigo.

Quizá fue una impresión apresurada como intentaron advertir este martes los dos purpurados del ala conservadora de la Iglesia, si es que se puede pensar que al Iglesia, en sí misma, no lo es en determinadas materias y enseñanzas. Y es que ambos dejaron claro que hay un sector del clero que no está ni mucho menos de acuerdo con la tesis principal del papa Francisco. La expresada en la exhortación apostólica Evangelii Gaudium -La alegría del Evangelio- y que parecía haber sido tomada al pie de la letra por el Sínodo.  “El documento dado a conocer el lunes no expresa ni el pensamiento de la Iglesia ni del papa Francisco”, concluyeron.

Ahora parece necesaria la prudencia y la templanza a la hora de sacar conclusiones antes de al finalización del Sínodo mientras algunos recuerdan aquello de la infalibilidad papal

Comentarios de Facebook