Compartir

José Ramón Romero, hermano de Teresa, pasó ayer por el plató de 'La Sexta Noche', para analizar el estado de salud de la contagiada por el virus del ébola. Sin embargo, no fueron eso las palabras que más repercusión han causado sino las que se referían al consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, que había cambiado las palabras de la auxiliar de enfermería contagiada, algo que no dudó en explicar en las cámaras del programa que presenta Iñaki López. 

El consejero está haciendo un trabajo muy sucio en contra de mi hermana para escurrir el bulto y no tener ninguna responsabilidad”, explica, antes de pedir que “de momento se salve mi hermana, y si sale adelante, que se explique cuando pueda”. 

José Ramón Romero también ha querido aclarar el despido de la empresa en la que trabajaba hasta este mismo momento, una situación que asegura que “es totalmente cierta”. “He perdido mi trabajo. En cuanto se enteraron de que era el hermano de Teresa me han despedido, sin más”, destacaba con la voz rasgada a modo de conclusión, antes de citar la siguientes palabras: “Sobre la administración me quiero callar, pero mi cara lo dice todo”, justifica. 

En cuanto al estado de salud de Teresa Romero, su hermano José Ramón ha querido ser prudente y no lanza las 'campanas al vuelo'. Asegura que “ha pasado la fase crítica que son estos días pero que eso no quita que la situación sea complicada. “Hay que mantener la calma”, matiza. 

Además, ha solicitado respeto a los medios de comunicación y ha exigido que no se hable mal de su persona sin conocerla porque “no es justo ya que ella no se puede defender”