Compartir

Unos 300 inmigrantes de origen subsahariano han protagonizado este martes un nuevo intento de entrada masiva a Melilla, algo que habrían conseguido al menos una veintena.

Según fuentes policiales, esta madrugada se avistó a un grupo de inmigrantes aunque ha sido sobre las 06:00 horas cuando se han aproximado a la valla por la zona comprendida entre el aeropuerto y el puesto fronterizo de Barrio Chino, aunque luego se ha desplazado hacia Farhana.

La zona ha sido acordonada por la Guardia Civil que también la controla, en estos momentos, por vía aérea. La veintena de inmigrantes que han conseguido saltar se han dirigido corriendo hacia el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI).