Compartir

No es novedoso que en los grupos de WhatsApp se comparta información de dónde hay radares de velocidad o dónde se ha establecido un control de alcoholemia, pero nunca antes habían detenido a alguien por revelar 'estos secretos'. Según publica La Voz de Galicia, un joven de Pontevedra ha sido detenido por utilizar este método para avisar a sus conocidos o amigos.

El joven, que ya se encuentra en libertad a la espera de juicio, además ha sido acusado de publicar información privada de distintos agentes de la Guardia Civil. Ante la proliferación de estos grupos en las distintas aplicaciones de mensajería instantánea, los agentes buscan cambiar 'modus operandi' e intentarán modificar los puntos de acción cada poco tiempo.