Compartir

Parece que un primer examen visual de estos restos hallados en al escombrera de Camas serían de origen humano. Según el Mundo, que cita fuentes de la investigación, en estos momentos se está procediendo a la extracción de los huesos que dejó al descubierto ayer, al filo de la noche, la excavadora que trabaja en la zona desde hace ya varias semanas.

El origen animal de estos huesos queda prácticamente descartado, avalando la impresión del propio padre de la propia Marta, Antonio del Castillo, que anunció que los huesos parecían de un ser humano. Con todo, habrían surgido dudas sobre si podrían pertenecer o no a la joven, que tenía 17 años cuando desapareció el 24 de enero de 2009.

En cualquier caso, los restos óseos tienen todavía que ser examinados por los especialistas de la Policía Científica y analizados por los forenses antes de determinar sin género de dudas, primero, que son humanos, y en segundo lugar, si pertenecen o no a Marta.

Las labores de desenterramiento se prolongarán aún unas horas en el vertedero ilegal en el que la brigada de Policía Judicial de Sevilla lleva excavando desde el pasado mes de marzo y que señaló la prueba neurológica que se le practicó al asesino confeso, Miguel Carcaño, que al menos por el momento no ha sido trasladado al lugar y permanece en la cárcel de Sevilla I a disposición de la Policía y del juez.